Make your own free website on Tripod.com

OPINION ABIERTA


 

   

LA RADIO EN EL ÁREA DE NUEVA YORK

 Sus altibajos y  falta de moral

 

En los últimos años los medios de comunicación en los Estados Unidos están ocurriendo muchos cambios a favor del publico de habla hispana. Sin embargo a pesar de que esos avances se están llevando a cabo, en el área de Nueva York al parecer las cosas van de mal en peor. Anteriormente en esta sección ya había hablado sobre la Televisión en español que todavía sigue con el mismo problema de tener programación enfocándose a determinados grupos latinos como es el caso de los mexicanos. Ahora me toca hablar de la radio, en especial la que se escucha en el área tri-estatal (Nueva York, Nueva Jersey y Connecticut). Lo que pasa con la radio en esta área es que no existe mucha variedad en cuanto contenido musical y programación se refiere. Además, la radio esta siendo monopolizada por grandes corporaciones como es el caso de la SBS y recientemente Univisión Radio. En una zona donde el tercer grupo mas grande es el de los hispanos existen pocas emisoras para suplir la gran demanda de oyentes latinos. Tres emisoras en la FM y tres en la AM es lo único que se puede encontrar en el dial. Cada emisora hala para su lado sin impórtales lo que el publico le pida. Solo algunos ritmos son sonados, inclusive hay emisoras que están reemplazando esos ritmos para solo tocar uno solo lo que ha generado protestas entre los oyentes. Ese es el caso de La Mega 97.9 FM, emisora que toca ritmos tropicales como salsa y merengue y que últimamente solo esta tocando salsa dejando a un lado el alegre merengue. Eso ha molestado a muchos oyentes en especial a los Dominicanos quienes han empezado a hacer piquetes en contra de la emisora afirmando de que la estación misma esta discriminando a dicha comunidad. Eso venia ocurriendo desde hace mucho tiempo pero tomo gran impacto a raíz de la sorpresiva y rápida cancelación de un evento llamado Viva el Merengue que se iba a presentar en el mundialmente famoso Madison Square Garden y porque La Mega no le dio la publicidad necesaria para que la ventas de boletos alta, los dueños de la instalación deportiva mandaron a cancelar el evento un día antes de la presentación lo que dejó sorprendido al publico que ya había comprado sus boletos y a los artistas que iban a participar en el evento. A raíz de eso se desencadenó un repudio por la emisora por parte de la comunidad Dominicana y varios artistas que demandan a la estación por no tocar mucho el merengue. No es la primera vez que eso sucede con dicha emisora, ya unos años atrás pasó lo mismo cuando un grupo de artistas independientes le hicieron una protesta donde se le acusa a la estación de no abrirle la puertas a grupos y cantantes locales y de que algunos locutores y programadores aceptaran payolas de varios artistas que querían que sus temas musicales fueran tocado en la emisora. Ese no es el único problema que pasa en la radio en el área de Nueva York, como dije anteriormente existe muy poca programación para un largo grupo de hispano parlante. Además, la radio por aquí se ha tornado mas vulgar y ofensivo que nunca. Existen programas de radio que celebran la vulgaridad como algo de relajo, como también hay programas en donde el locutor y el oyente se dicen insultos que dan a entender que están en un ring de boxeo o en un campo de guerra. Los oyentes han tenido que dejar de escuchar esos tipos de programas, existen oyentes que ni le va ni viene las obscenidades como también hay algunos oyentes que tienen el coraje de llamarle la atención al mismo locutor con mala palabras. Estos problemas también ha dividido la comunidad hispana haciendo que oyentes una nacionalidad llama a un programa de radio a ofender a toda una comunidad. Los locutores, a pesar de que varios de ellos han podido sanar estos tipos de enfrentamientos, han perdido la paciencia con varios oyentes que lo llaman a sus programas y hasta de otros locutores que se han dedicado a ofender verbalmente a todos sin importar el que sea. Esa falta de integridad por parte de lo locutores, la limitada programación de las emisoras, el aumento de la vulgaridad en algunos programas y el libertinaje al que se le ha dado a algunos oyentes indeseable ha causado que muchos oyentes escuchen la emisoras de habla inglesas o que simplemente oigan un CD o un cassette de su artista favorito. Eso es triste, muy triste porque si esto continua pasando, la mayoría de los oyentes no escucharan emisoras en español causando el desplome de esta misma.

 

Juan A. Cardenes

October 19, 2003

 

2003, 2004 Juan A.Cardenes. Prohibida su reprodución sin el consetimiento del autor. 

 

Homepage

Opinión Abierta